Espiritu Santo

oracion-espiritu-santo

Oración al Espíritu Santo

En el poder, la fuerza, la acción, que representa el poder de dios en acción, lo cual es invisible al ojo humano, es la fuerza creadora que genera efectos invisibles, pero es la creadora ante los hombres. Realizar comparaciones es difícil, solamente la fuerza y el poder del agua, permite entender que aunque el espíritu Santo no es humano tiene la fortaleza y poder de realizar lo que desee.

El poder que encierra el espíritu santo ha llevado a lo largo de la historia a creer que el espíritu santo era una persona, el da a conocer a Jesucristo y lo glorifica.

El poder que otorga la oración del Espíritu Santo ha permitido el crecimiento en santidad, además de que permite a los creyentes gozar de diferentes dones espirituales que les permite estar al servicio cristiano en general.

Para la teología sistémica que es la encargada del estudio dela relación existente entre el hombre y el espíritu santo, lo cual lo realiza a través de la Neumatologia, en la cual trata de determinar la relación cierta entre Jesucristo, la iglesia y el cristianismo.

El espíritu santo representa a la tercera persona de la trinidad, lo mismo está suficientemente soportada en el antiguo testamento, aunque no llega a revelar la obra que le tocara desempeñar en el futuro al espíritu santo.

La presencia y obra del espíritu santo como representación de la palabra de Jesús lo que lo hace de manera presente en Jesús y con nosotros. La honra y la gloria de Jesucristo es el estandarte que representa el espíritu santo de manera silente, amplia al lograr persuadir al hombre de cometer pecados, de cometer actos injustos, y de realizar juicios a los seres humanos.

Breve oración del espíritu santo

Oh espíritu santo.

Portador de la energía universal.

Siempre velando por mi seguridad y por mi estabilidad.

Me declaro medio para tus actos.

Y declaro mis acciones en tu nombre.

Hoy mañana y siempre.

La Morada del espíritu santo se encuentra en cada hombre que por su obra permanece creyente al templo del espíritu santo de dios.

Gracias al bautismo del espíritu santo nos convertimos y profesamos como verdaderos cristianos ya que su función esta en colocar al creyente nacido dentro del cuerpo de cristo, en su fe, en su iglesia. Somos de cristo y de su cuerpo.

Eso es el bautismo del espíritu santo, lo cual nos identifica, con el cuerpo de cristo de manera universal.

Esto se realiza de manera instantánea y de forma permanente. La certeza de nuestra salvación representa el sello del espíritu, nos certifica que estamos en salvación en cristo gracias a su culminación no nos perderemos, ya que la seguridad y convicción que nos genera nos hace propiedad de dios.

Al estar en dios, contamos o sellamos la relación que nos garantiza u a herencia para el futuro, la cual nos da la garantía de que podemos vivir en el cielo para toda la eternidad.

Sentirse lleno de la oración del espíritu santo nos permite evidenciar un crecimiento basado en la santidad y madurez de cristiana, lo que permite predicar el evangelio dejándonos controlar por el espíritu del señor capacitando a los hombres de dios de manera intelectual, moral y oficial.

Una vez que estamos inmerso en el espíritu santo los dones para los cuales nos hemos preparado son habilidades que de manera sobrenatural da dios a todos sus creyentes desde el mismo momento de la conversión el mismo se le da a todos y solamente el cristiano genuino logra entenderlo.

Nunca debemos olvidar que Dios siempre puede hacer milagros.

Entender cuál es la mejor oración que nos ayude en un momento determinado dependerá de la necesidad en la cual te encuentres y solamente tu fe te indicara hacia dónde quieres que se te conceda que se te guíe.